SPECTAVI, reseñas críticas -teatro,literatura,plástica,cine-

Julieta Mariel Messer Contacto: julieta.messer@hotmail.com

La habitacion de Diotima

000121888

Por Julieta Messer*

En 1962 un grupo de bailarines liderados por Ivonne Rainer y Steve Paxton en Greenwich Village rompían el paradigma tradicional de la danza. Las nuevas formas dancísticas surgidas en el seno de “The Judson Memorial Church” revolucionaron para siempre los conceptos imperantes de espacio y cuerpo proponiendo el movimiento cotidiano como elemento clave de la danza del futuro. La subjetividad y la importancia de la improvisación cobraron mayor valor gracias a este movimiento de bailarines informales que introdujeron un nuevo concepto que dejaría de lado las pretensiones a la hora de bailar. En “La habitación de Diotima” de Marisa Villar, una obra que toma como base los textos de Platón en su célebre diálogo “El banquete” para referirse a la naturaleza del amor y sus características, esta ruptura en las formas se ve en la creatividad del movimiento cotidiano entremezclado con la reflexión filosófica.

Mientras que una pareja (Lucía y Domingo) danza su conflicto amoroso alrededor de una cama de dos plazas, Diotima, la sacerdotisa del amor, es quien hace discurrir a lo largo del escenario todas sus ideas acerca del origen de este sentimiento universal, tal como está apuntando en el diálogo platónico. En “El banquete” muchos personajes reunidos alrededor de un festín (en la casa del poeta Agatón) discuten, argumentan, cuestionan y filosofan acerca del amor hasta que Sócrates nombra a Diotima de Mantinea afirmando que ella le enseñó la verdad acerca de la esencia amorosa.

El área de oportunidad de “La habitación de Diotima” es tener cautela a la hora de introducir los textos luego de las maravillosas lecciones de danza post-moderna que abundan en la pieza. Pues la palabra y el cuerpo son lenguajes disímiles que corren el riesgo de empantanarse si no se los trata con cuidados especiales. El manejo corporal de Ayelén Clavin y Diego López se destaca a lo largo de toda la obra, sorprendiendo al espectador gratamente quien queda embelesado de principio a fin. Los discursos en honor a Eros, la divinidad del amor, que abundan en “El banquete” son inteligentemente insertados por la directora mientras que una cálida iluminación y una acertada escenografía complementan la propuesta de teatro-danza. Vale la pena sumergirse en el universo de “La habitación de Diotima” que puede verse todos los sábados por la noche en El Kafka espacio teatral.

*Julieta Messer

Licenciatura en Artes, UBA

Ficha técnico artística

Idea: Marisa Villar

Texto: Eleonora Capua, Ayelén Clavin, Matina De Marco, Diego Lopez, Marisa Villar

Intérpretes: Ayelén Clavin, Maitina De Marco, Diego López

Vestuario: Laura Croce

Escenografía: Alicia Leloutre

Iluminación: Matías Sendón

Realización de utileria: Analía Anetta

Música original: Andres Rubinsztejn

Fotografía: Pablo Viacava

Diseño gráfico: Pablo Viacava

Asistencia de dirección: Eleonora Capua

Prensa: Batahola

Dirección: Marisa Villar

ELKAFKA ESPACIO TEATRAL
Lambaré 866
Capital Federal – Buenos Aires – Argentina
Teléfonos: 4862-5439
Web: http://elkafkaespacioteatral.blogspot.com
Entrada: $ 140,00 / $ 80,00 – Sábado – 23:15 hs – Hasta el 26/09/2015

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Información

Esta entrada fue publicada en 14 septiembre, 2015 por en teatro y etiquetada con .
A %d blogueros les gusta esto: