SPECTAVI, reseñas críticas -teatro,literatura,plástica,cine-

Julieta Mariel Messer Contacto: julieta.messer@hotmail.com

Amaranta

000119641

Por Jesica Guarrina

La vida es un entramado de diversos elementos que, aunque diferentes ellos, logran conformar un entretejido amalgamado en el que cada uno se interpenetra con el otro y, al mismo tiempo, se conservan sin sacrificar su propia identidad. Así es también Amaranta. Una pequeña muestra, un recorte de la vasta realidad; pero un universo en sí mismo que manifiesta esta combinación, esta fusión, esta confluencia de variados factores. Un espectáculo que liga lo popular del malambo y del flamenco, de su danza y de su cante, de su ritmo y música; a lo nuevo, eso propio de nuestra época. Este estilo, mezcla de andaluz con gitano, de judío con árabe y católico, que se ha expandido alrededor del mundo gradualmente desde el s. XIX hasta llegar a nuestros días; unido al ritmo del folclore popular. Una mixtura maravillosa, simple, y a la vez compleja; deslumbrante, y al mismo tiempo, justa y austera, de lo tradicional y lo moderno.

Cinco músicos, tres de ellos cantores, dos bailaores y tres bailaoras apasionados y seductores, que hacen levantar hasta el polvo del escenario. Cautivan con su energía al espectador más receloso y lo adentran en una atmósfera familiar, hasta conocida que, al fin, nos hace reflexionar: ¿pero cuándo fue que lo costumbrista se convirtió en enemigo de la modernidad?

Las bailaoras danzan, por momentos, de pantalones y blazers; en otros, de típicas faldas flamencas. Peinados típicos de recogidos, labios rojos intensos; pero sin castañuelas, solo los sensuales movimientos de brazos, manos, muñecas, caderas. Los caballeros se presentan de trajes, pantalón y camisa, y logran así, transmitir un atractivo especial a través de su danza. Solos o en contrapunto, los artistas nos introducen poco a poco, aunque profundamente, en uno de los dilemas que atraviesa el hombre actual; nos remiten a una de esas clásicas oposiciones creadas absurdamente que todavía merecen ser pensadas. Ese antagonismo mal formulado entre lo tradicional-conservador y lo nuevo. Amaranta resulta ser una manifestación de este falso enfrentamiento, así como devela nuestro ya mencionado interrogante. Ninguno de ellos se interpone al otro, nada se le impone a nada; todo fluye, confluye y refluye. Se amalgama. Se entrelaza. Todo se combina y se hace, de este modo, aún más interesante.

Y como canta, lleno de ardor y vigor, uno de nuestros músicos en escena “cuando me pille la muerte, esta samba me recordará”, yo también llevaré en mi memoria este magnífico espectáculo. ¡Qué perdure en nuestro imaginario social este cántico, prueba de que lo realmente nuevo surge de los cruzamientos, de los cruces, de las juntas! ¡De la mezcla y del mestizaje!

Ficha técnico artística

Autoría: Clara Giannoni
Acróbatas / Malabaristas: Mauro Dellac, Gastón Stazzone
Bailarines: Guadalupe Aramburu, Karen Clark, Clara Giannoni
Cantantes:Cristian Capurelli, Álvaro González, Gonzalo Ortíz
Músicos: Nicolás Del Cid, Martín Morales
Diseño de luces: Gabriel Arango
Diseño gráfico: Alexis Frank
Asistente de producción: Karen Clark
Prensa: Daniel Franco, Paula Simkin
Dirección: Clara Giannoni
CENTRO CULTURAL CARAS Y CARETAS
Sarmiento 2037
Capital Federal – Buenos Aires – Argentina
Teléfonos: 5354-6618
Entrada: $ 120,00 / $ 100,00 – Viernes – 21:00 hs – Hasta el 29/05/2015
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Información

Esta entrada fue publicada en 26 mayo, 2015 por en teatro y etiquetada con .
A %d blogueros les gusta esto: