SPECTAVI, reseñas críticas -teatro,literatura,plástica,cine-

Julieta Mariel Messer Contacto: julieta.messer@hotmail.com

Salsipuedes

1239396_859618750722800_7186898516077076042_n

Por Julieta Mariel Messer*

El cuento “La carta robada” escrito por Edgar Allan Poe y publicado hacia 1844 comienza con una cita del filósofo romano Séneca que dice “Nil sapientiae odiosius acumine nimio”, que significa algo así como “Nada es más odioso a la sabiduría que la inteligencia excesiva”. En “Salsipuedes” la comedia dramática que puede verse todos los domingos por la noche en la sala 3 del Teatro La Comedia, la astucia de ocultar saberes de forma permanente es codiciada por los dos protagonistas de esta obra teatral: Leonora y Carlos de la Rosa. El espacio ambientado en una vieja casona con algunos toques del lejano oeste ofrece el escenario natural ideal para el desarrollo de la trama que comienza paradójicamente con una carta que recibe Carlos de la Rosa, un cantante ultra egocéntrico (interpretado por Ulises Puiggrós) de su padre ausente Salvador quien le anima a concretar un encuentro en los últimos años de su vida para hacerlo heredero de la propiedad en Salsipuedes. Carlos de la Rosa accede a la propuesta de su padre que apenas conoce. Pero, al llegar al oscuro pueblo encuentra en su lugar a Leonora (interpretada por Nancy Barbero) quien dice ser la asistente del padre en cuestión. A partir de este encuentro atípico comenzará un espiral de situaciones que entre lo cómico y lo trágico culminarán con un monólogo desgarrador de Leonora al confesar el maltrato de Salvador hacia su persona que la llevó a tomar una decisión violentamente polémica. El espesor siniestro de “Salsipuedes” se sostiene gracias a las intervenciones humorísticas de Leonora que tocan temas como el fanatismo, los ídolos, las pérdidas y la soledad con la magistral actuación que logra Nancy Barbero, quien controla cada detalle y sumerge a los espectadores en diferentes estados anímicos que oscilan entre la risa más socarrona y el desconsuelo inevitable. Por su parte Ulises Puiggrós logra aglutinar todas las características de su personaje capitalizando y llevando al máximo el juego de los egos de este cantante ultra coqueto y soberbio. Ambos actores también navegaron por las aguas de la dramaturgia de la obra con un resultado muy rico en materia de experimentación escénica. La notable dirección de Gabriel Villalba hace que algunas escenas de “Salsipuedes” sean desde un punto de vista técnico brillantes porque dan lugar al silencio como herramienta dramática válida que sumada a la sensible y perseverante actuación de la dupla da por resultado una comedia dramática que tiene todo para merecer un lugar en la cartelera de Buenos Aires. La música a cargo de “Stereopop” suma a la propuesta al igual que la escenografía que juega con la dupla figura-fondo recortando diferentes espacios en donde la acción sigue su curso. Como en un cuento de Poe los espectadores intentan adivinar a los culpables, seguir las pistas de forma lógica, indagar los rostros de los acusados, sin embargo: el misterio estará en donde menos lo esperan.

 

Ficha técnica

Actores: Nancy Barbero y Ulises Puiggrós

Dramaturgia: Nancy Barbero y Ulises Puiggròs

Dirección: Gabriel Villalba

Música: Stereopop

Teatro LA COMEDIA Rodríguez Peña 1062

Domingos 20.15hs

 

*Julieta Mariel Messer

LICENCIATURA EN ARTES, Universidad de Buenos Aires

Escritora, librera, actriz.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Información

Esta entrada fue publicada en 24 septiembre, 2014 por en teatro y etiquetada con .
A %d blogueros les gusta esto: